La reducción excesiva de la PA puede producir más daño que beneficio


Pregunta Clínica:
¿Puede resultar peligrosa la reducción excesiva de la presión arterial en pacientes con enfermedad coronaria?

Idea Central:
Lo inferior, no es siempre lo mejor. A pesar de una tendencia hacia mantener presiones más bajas en diversas poblaciones en los pacientes con enfermedad coronaria, aumentan los malos "outcomes" (mortalidad, infarto al miocardio y accidentes vasculares), si su presión arterial diastólica permanece bajo 70 mmHg. (LOE = 1b).

Referencia:
Messerli FH, Mancia G, Conti CR, et al. Dogma disputed: can aggressively lowering blood pressure in hypertensive patients with coronary artery disease be dangerous? Ann Intern Med 2006;144:884-893.

Diseño Del Estudio:
Cohorte (prospectivo)

Financiamiento:
Industria

Contexto:
Ambulatorio (diverso)

Resumen:
La investigación sugiere una respuesta en forma de "J"al la presión arterial (PA): Al disminuir la PA, disminuye la mortalidad y morbilidad, hasta un punto, después del cual, una mayor disminución de la PA, se asocia con mayor mortalidad y morbilidad. La guías habituales y la práctica habitual, no consideran este riesgo y abogan por diversos niveles agresivos de control de la PA basados en otros factores de riesgo. Este estudio es un análisis de los resultados de un estudio que compara la efectividad del verapamil y el trandolapril en pacientes hipertensos con enfermedad coronaria. En este análisis los investigadores evaluaron la relación entre la presión diastólica promedio y el "outcome" primario, de muerte por cualquier causa, accidente vascular no fatal y el infarto al miocardio no fatal, en los 22,576 pacientes enrolados en el estudio. Los pacientes en este estudio fueron tratados y monitoreados por una mediana de 2.7 años y la mortalidad o morbilidad no fueron diferentes entre ambos tratamientos. La PA se dividió en incrementos de 10 mmHg y se evaluaron los "outcomes" en los diferentes niveles. Así como en otra investigación, se encontró la curva en "J" en este estudio, asociada con la disminución de la PA. Los mejores resultados se encuentran cuando la presión diastólica está entre 80 mmHg y 90 mmHg. Una presión diastólica entre 70 mmHg y 80 mmHg se asoció con un leve, pero no significativo aumento de los malos "outcomes", si bien los pacientes con PA menor de 70 mmHg experimentaron "outcomes" tan malos como aquellos con presiones mayores de 100 mmHg.

Copyright © 2006 by Wiley Subscription Services, Inc. All rights reserved.