Disfunción eréctil: Uso  los  inhibidores de la fosfodiesterasa 5 en APS

Autor: Dr. Andrés Glasinovic P. Residente Medicina Familiar, mención adulto UC
Editor: Dra. Solange Rivera, Docente Medicina Familiar UC

La disfunción eréctil (DE), es  la incapacidad de lograr y/o mantener una erección peneana de duración y rigidez suficiente  para una relación sexual satisfactoria y completa (1). Actualmente, los inhibidores de la fosfodiesterasa 5 (IPDE5) constituyen el manejo de primera línea para la DE (2).  En el mercado nacional, podemos encontrar 3 tipos de IPDE5, el sildenafil (más ampliamente usado y de mayor antiguedad), el tadalafil y verdanafil. Una revisión sistemática y meta análisis que comparan los  IPDE5  v/s Placebo en la cual se incluyen ensayos controlados randomizados de alta calidad de evidencia, mostró que los IPDE5 en un plazo de uso menor a 12 semanas, mejoraron de manera consistente la función eréctil y la efectividad entre los distintos tipos es similar (2). Estudios sobre seguridad cardiovascular del sildenafil, muestran que no existe un mayor riesgo de infarto agudo al miocardio y muertes por causa cardiovascular, comparados con placebo(3)

El Sildenafil, es el medicamento que cuenta con mayor cantidad de estudios de seguridad y de efectos adversos (Tabla N° 1). En él, podemos ver que un 34% de los paciente reportó algún efecto adverso, sin embargo, sólo un 0,012% de los pacientes, descontinuó el tratamiento atribuyéndolo a un RAM.

Tabla 1. Efectos adversos frecuentes Sidenafil.


Ninguno de los 3 fármacos, está disponible en el arsenal farmacéutico habitual en los centros de atención primaria, sin embargo, se pueden encontrar en practicamente todas las farmacias en el comercio nacional. Con respecto al costo de los fármacos, en general, las distintas marcas comerciales del medicamento Sildenafil, son las más económicas, sobre todo si se compran aquellas presentaciones de mayor dosis y con más comprimidos por caja (4) . El tadalafil (CialisR) y verdanafil (LevitraR) tiene un precio similar y ambos en general  son más caros que el sildenafil.

Al comparar los efectos adversos de los distintos IPDE5, estos son similares, poco graves y las tasas de descontinuación debido a un efecto adverso son muy bajas(2) .

Para elegir un IPDE5, debemos considerar también otros factores como tiempo de acción, el costo, efectos adversos  y las preferencias del paciente y la pareja. En la tabla N°2, se muestran algunos aspectos a considerar al prescribir los distintos IPDE5

Tabla N°2


Algunas recomendaciones prácticas sobre el uso del Sildenafil (6):

Generalidades: Evite fumar o consumir OH las horas previas a su uso, controle los otros factores de riesgo cardiovascular cuando correspondan, evaluar retiro y/o sustitución de fármacos que puedan agravar la DE y de preferencia, incluir la opinión de la pareja sexual en el proceso diagnóstico y tratamiento

Posología: iniciar el sildenafil con una dosis de 50mg y si es bien tolerado pero la respuesta no es la esperada, se podría aumentar a 100mg. Incluso se podría probar con 25mg si la respuesta es buena. Tomar el medicamento 30 a 60 minutos previo a la relación sexual (ventana de acción hasta 4hrs) y tomar el fármaco alejado de comidas (disminuye absorción) y sólo 1 vez al día

Información al paciente: Informar que aunque la mayoría de las veces, el éxito ocurre en las primeras 2 veces del uso, se podría demorar hasta 8 dosis para llegar al éxito del tratamiento. Discutir con el paciente los posibles RAM frecuentes, chequear el uso concomitante de nitritos (contraindicado). Usar con precaución en usuarios de antagonistas alfa adrenérgicos.

Por último, agendar un control para ver la respuesta al tratamiento, optimizar dosis y evaluar derivación a urología en los próximos controles si no hay una respuesta adecuado al tratamiento.

Conclusiones: En Atención Primaria nos podemos ver enfrentados al uso de los IPDE5 para la disfunción eréctil. Los I PDE 5 son medicamentos ampliamente usados dado su demostrada efectividad, perfil de seguridad, RAM leves y costo accesible. Salvo contraindiciones, constituyen el manejo de 1ra línea para la DE.

 Bibliografía:

  1. NIH Consensus Development Panel on Impotence. NIH Consensus Conference: impotence: JAMA 1993;270:83-90 Primer Congreso de Disfunción Eréctil, París, 1999.
  2. Alexander Tsertsvadze, MD, Oral Phosphodiesterase-5 Inhibitors and Hormonal Treatments for Erectile Dysfunction: A Systematic Review and Meta-analysis, Ann Intern Med. 2009;151:650-661.
  3. Mittleman MA, Glasser DB, and Orazem J: Clinical trials Int J Clin Pract 57: 597–600, 2003.
  4. www.preciosderemedios.cl,catálogo de precios y presentaciones de los medicamentos que se comercializan en Chile.
  5. Andrew R. Mccullough, Culley C. Carson. A prospective study of the beneficial effects of dose optimization and customized instructions on patient satisfaction with sildenafil citrate (viagra®) for erectile dysfunction urology 68 (suppl 3a): 38–46, 2006.
  6. McCullough A. Barada J.,Fawzy A.,Guay A. Achieving treatment optimization with sildenafil citrate (viagra®) in patients with erectile dysfunction andrew r. Mccullough, urology 60 (suppl 2b): 28–38, 2002.