Aftas orales recurrentes y su enfrentamiento: que tratamientos podemos ofrecer.


Autor: Carolina Aranís Jiménez, Interna de Medicina
Supervisor: Dr. Alejandro Wulf. Docente Departamento de Medicina Familiar PUC
Editor: Solange Rivera Docente Departamento de Medicina Familiar PUC




Introducción
Los tratamientos han sido múltiples y muy variados. En general se utilizan tratamientos sintomáticos, pero sin resolver el problema de base. No se dispone hasta el momento actual de una droga específica que cure totalmente la enfermedad. En los ensayos más exitosos el logro principal ha sido acortar el período de estado y alargar el período de remisión.

En la literatura encontrada, el tratamiento se esquematiza preferentemente según su forma de presentación clínica (menor, mayor o herpetiforme), lo que se correlaciona con su sintomatología y gravedad.

Los pacientes con ulceraciones severas deben ser informados de que podrían necesitar varios ensayos terapéuticos antes de encontrar uno que funcione para su caso en particular, y que los tratamientos no son completamente efectivos, pudiendo solo reducir el dolor, el número de aftas o la frecuencia de su aparición.


Tratamiento General: medidas ambientales.

  • Evitar traumas de mucosa bucal, tanto mecánico como químico (condimentos, jugos de frutas ácidos o bebidas carbonatadas)1.
  • Mejorar dieta en caso de déficits de vitaminas.
  • Sustitución de nicotina en pacientes que han suspendido el tabaco.
  • Evitar el estrés si es posible


Tratamientos locales: de preferencia en aftas menores.

1. Anestésicos y analgésicos locales:
  • Soluciones o gel: lidocaína al 2 %, 4 veces al día por 2 semanas hasta que sane la lesión2; de acción rápida y alivia el dolor.
  • En los niños menores de seis años generalmente se dificulta el uso de enjuagues bucales. Se recomienda el uso de analgésicos locales para garantizar el bienestar físico y alivio del dolor de a fin de restablecer una adecuada alimentación. El empleo de corticoides debe considerarse cuando se trata de niños pequeños.

2. Protectores de mucosa:
  • Carboximetilcelulosa (NOVAFIX® Extra fuerte).
  • Pasta de carboximetilcelulosa. (Orabase, no registrada en Chile).
  • Crema de Aloe vera.


Esteroides tópicos:
  • Triamcinolona 2 al 1% en orabase: aprobada por la FDA; aplicar sobre las lesiones 3 veces al día después de las comidas desde el inicio del brote hasta el final. En lesiones múltiples se puede indicar triamcinolona al 1% en solución acuosa (NASACORT®), para realizar enjuagues 3 veces al día durante dos minutos.
  • Beclometasona spray (Beconase® Acuoso Spray Nasal): 4 veces al día por 4 a 8 semanas ha demostrado reducción del tiempo de duración de las úlceras.
  • Hidrocortisona (FUCIDIN-H® Crema).
  • Betametasona crema.3


Colutorios Antisépticos:
  • Gluconato de Chlorhexidina (PERIOXIDIN® Colutorio): 3 veces al día por 6 semanas aumentaría el período libre de úlceras (22,9 días vs 17,5 días en placebo) .
  • Triclosan (GINGILACER Colutorio®): 2 veces al día por 6 semanas, también aumentaría el número de días libres de aftas5.
  • Enjuagues de Doxiciclina: 100mg disuelta en 10ml de agua, usado 4 veces al día, podría ser beneficioso. Efectos adversos serían decoloración dental en niños o candidiasis oral3.


Otros: laserterapia 5, ozonoterapia, etc.


Tratamientos sistémicos via oral: de preferencia en aftas mayores y herpetiformes.
Deben ser indicados por el especialista (dermatólogo u otorrinolaringólogo). Destacan inmunomoduladores, corticoides, antihistamínicos; antibióticos, antimicóticos, analgésicos, antinflamatorios y corticoides, utilizados por ambas vías 6. La selección de uno u otro tipo de medicamento generalmente se basa en la frecuencia y severidad de la enfermedad.
  • Prednisona4: 30 a 60mg al día durante la 1ª semana disminuyendo la dosis en la 2ª semana, aunque se aumentan los efectos adversos 7.
  • Corticoides intralesionales acortarían la duración del tratamiento sistémico 8.
  • Colchicina 9

Inmunomoduladores:
  • Talidomida 10: en sujetos infectados por VIH, Talidomida 200 mg diarios durante el brote, aunque se han descrito buenos resultados con 50mg diarios.
  • Levamisol11
  • Inmunoferón, entre otros.


También se han descrito antiácidos, ansiolíticos, antidepresivos, vitaminas y oligoelementos y tratamientos dietéticos, a fin de combatir las causas psico-ambientales.

Resumen
La EAR es una entidad en la cual se desconoce la etiología exacta y carece de terapéutica específica, lo que obliga a utilizar tratamientos sintomáticos que lo máximo que consiguen es reducir los síntomas y en algunos casos inducir unos periodos de remisión más largos.
De entre los múltiples tratamientos que se han utilizado, los corticoides siguen siendo el pilar fundamental para el manejo de los brotes de lesiones, pero a veces, existe la duda si la mejoría obedece al efecto del fármaco o a la propia evolución natural de la enfermedad.


REFERENCIAS
1 Pérez Borrego A. Estomatitis Aftosa Recurrente. Revista Habanera de Ciencias Médicas. 2003; 2 (6). Articulo 3.
2 Crispian Scully, M.D., Ph.D., M.D.S., Aphthous Ulceration, N Engl J Med 2006;355:165-72.
3 Femiano F, Gombos F, Scully C. Recurrent aphthous stomatitis unresponsive to topical corticosteroids: a study of the comparative therapeutic effects of systemic prednisone and systemic sulodexide. Int J Dermatol. 2003 May;42(5):394-7.
4 Stephen Porter and Crispian Scully CBE, Aphthous ulcers (recurrent), What are the effects of treatments for recurrent aphthous ulcers?, Clin Evid 2006;15:1-2.
5 Bornstein MM, Suter VG, Stauffer E, Buser D [The CO2 laser in stomatology. Part 2] Schweiz Monatsschr Zahnmed. 2003; 113(7):766-85.
6 Pacho Saavedra J A y Piñol Jimenez F N. Estomatitis aftosa recurrente: Actualización. Rev Cubana Estomatol, ene.-abr. 2005, vol.42, no.1, p.0-0. ISSN 0034-7507.
7 Esparza Gómez, G*. Tratamiento de las aftas. [Management of Recurrent aphtous stomatitis]. Med Oral 2003;8:383.
8 CRISPIAN SCULLY et al. The diagnosis and management of recurrent aphthous stomatitis. A consensus approach. JADA, Vol. 134, February 2003.
9 Fontes V, Machet L, Huttenberger B, Lorette G, Vaillant L. Recurrent aphthous stomatitis: treatment with colchicine. An open trial of 54 cases] Ann Dermatol Venereol. 2002 Dec; 129(12):1365-9.
10 Shetty,K. Thalidomide for recurrent aphthous ulcerations.HIV Clin. 2003 Summer; 15(3):1, 4-6.
11 Sun A, Chia JS, Chang YF, Chiang CP Levamisole and Chinese medicinal herbs can modulate the serum interleukin-6 level in patients with recurrent aphthous ulcerations.J Oral Pathol Med. 2003 Apr;32(4):206-14.